domingo, 3 de enero de 2010

Carta del apóstol


Prólogo (Fragmento tomado del Nuevo Testamento)

Hermanos:

Disfrutad del cine y de la fornicación y huid de las palomitas. Aprended a amar el cine con humildad y con ansias de saber; amad el cine porque, si lo lográis, gozaréis de una vida más grata, más feliz y más plena; buscad las películas mejores, con la certeza de que ellas te sabrán atraer con paciencia pero con firmeza y seguridad, porque el buen cine, como el amor, es paciente y afable, no tiene envidia; no presume, no es mal educado ni egoísta; no se irrita y no os irritará. Ved buen cine y fornicad. Fornicad con cariño y placer, con lujuria y deseo, con generosidad, buscando más el placer del cuerpo con el que compartís lecho que el del vuestro propio; fornicad sin vergüenza ni límites; fornicad con alegría, acudid al cine buscando la felicidad y huid de las palomitas.

Texto principal que sólo tiene un capítulo (por Los Amigos de Ligasalsas)

Al igual que el apóstol, yo también odio las palomitas. De niño, ni tuve el palomitón payá ni tampoco lo deseé, y ahora todavía aborrezco ese perfume grasiento que impregna la mayoría de las salas de cine. Pero es que hay algo más: considero a las palomitas, no diré que la causa, pero sí una manifestación importante de la vulgaridad en la que se mueve el cine actual. Creo que una película que se puede ver comiendo palomitas es una película que no merece verse y si no lo es, si por el contrario se trata de una buena película, somos nosotros entonces los que no nos la merecemos. Pero lo curioso es que antes de 1980, en el cine solo tomaban palomitas (o patatas fritas) los niños pequeños que acudían en Navidad al Benlliure o al Imperial, a ver la película de Disney acompañados por sus papás (por supuesto me refiero a los niños que vivíamos en Madrid, el resto iríais a otros cines que yo no conozco y a los que tendríais la suerte de llegar sin necesidad de caminar entre zanjas, obras, agresividad y polución). Decía que en aquellos años los adultos jamás comían palomitas, así que, sin más preámbulos, vayamos a la génesis del asunto para ver si nos enteramos de cuales han sido las causas de tanto cambio.

En el año 1971, un joven Steven Spielberg sorprendió a los aficionados al cine demostrando un extraordinario talento en una película llamada “El diablo sobre ruedas”. Se trata de un telefilme rodado inicialmente para la televisión pero que, debido a su gran éxito, pasó a exhibirse en las salas cinematográficas (algo parecido ocurrió en España con “Amantes” de Vicente Aranda, película que fue concebida inicialmente como un capítulo de la serie de televisión “La huella del crimen”). En “Duel”, película que narra la inexplicable persecución a la que se ve sometido un conductor por parte de un enorme camión, se ve la mano de un cineasta como la copa de un pino, de un tipo que conoce y domina los secretos del cine y que es capaz de crear un clima de tensión asfixiante con muy pocos elementos.

Todas las buenas perspectivas anunciadas con esta película se confirmaron en 1975 con “Tiburón”, excepcional adaptación de un best seller de Peter Benchley y precursora, junto con “La guerra de las galaxias” de George Lucas, del llamado “cine franquicia”. Digo precursora porque hasta ese momento habían existido muy pocos precedentes de películas concebidas como una franquicia, entendiendo como tal la creación de una historia y de unos personajes que puedan ser explotados en varias películas, la primera de las cuales suele ser dirigida por el propio creador de la franquicia, que intenta así dejar clara su autoría y marca de paso el camino a seguir, mientras que la realización del resto de la serie puede dejarse, sin problemas, en manos de otros directores contratados al efecto, ya que lo único importante es mantener los personajes y los actores que los interpretan. Anteriores a las franquicias citadas, se me ocurren las películas de Tarzán, las de James Bond y pocas más. Tampoco era frecuente que se rodaran segundas partes de películas que hubieran tenido un gran éxito y, cuando se hacían (por ejemplo “La novia de Frankenstein”, “Dos semanas en otra ciudad” o “El Padrino II”) no era tanto para aprovechar el éxito de la primera entrega, sino porque se consideraba que la historia original daba para otra película de igual o mayor calidad que la primera.

Hablamos, claro está, de tiempos más románticos en los que se pensaba que el éxito económico se conseguía gracias a la calidad del producto y que en esta vida no todo consistía en llevárselo crudo. Tiempos anteriores a la llegada de Spielberg y Lucas, quienes además de tener un gran talento para dirigir películas, tenían un fino olfato para las finanzas y así, al comprobar que la mayoría de los espectadores que acudían a los cines eran adolescentes, decidieron tratarnos a todos como tales y darle una vuelta de tuerca a las películas, convirtiéndolas en un producto de consumo rápido, de usar y tirar, de ver y olvidar; las convirtieron en algo que tiene que ver con lo audiovisual, sin duda, pero que cuando contemplas con un poco de atención comprendes que, aunque se siga llamando así, eso no es cine; te das cuenta de que te están bombardeando con cintas que no te entretienen, que no te hacen reír, que no te emocionan, que te aburren, y así, deprimido y con las defensas bajas, a punto de perder la fe en el cine, pero todavía intentando mantener la ilusión de que quizás sea posible disfrutar con el padre de la novia, con la tía del novio, con la madre que los parió a los dos, con el día de mañana, con el fin del mundo, con el niño brujo, con las terapias peligrosas o con los gandalf, los aragorn y los frodos, vas y terminas comprándote una bolsa de palomitas y, lo que es peor, entras con ellas en la sala y te las comes.

Al carro de los tiburones y los skywalkers se subieron enseguida los chicos más espabilados de Hollywood y, así, las salas de cine se llenaron de indianasjones, parques jurásicos, rockys, supemanes, batmanes, regresos al futuro, locas academias de policías y viernes trece decimosexta parte. Inventaron también la mercadotecnia, de modo que ya no se puede hacer una película sin que esté garantizada la explotación comercial de los muñequitos que aparecen en la misma. Añadieron a la receta una forma de dirigir que parece aprendida en la montaña rusa de un parque de atracciones. Tiraron a la papelera conceptos antiguos como la importancia del guión, de la interpretación o del modo en el que el director aporta su punto de vista a la hora de contar la historia, es decir, su estilo.

Intentan conseguir la risa del espectador con comedias estúpidas, plagadas de frases estúpidas que son recitadas por actores estúpidos (alguno de esos actores, como Robert de Niro o Diane Keaton, no fueron estúpidos en su juventud e interpretaron películas en las que no se trataba como estúpidos a los espectadores, pero hace ya mucho tiempo de eso). Su idea de la emoción consiste en un primer plano de un rostro con los ojos llorosos y, de música de fondo, una melodía de los Righteous Brothers. Buscan la sorpresa con efectos de ordenador. Llaman cine de terror a un cine de babas y de repugnancias extremas. Realizan musicales con actores que no saben cantar ni bailar. Nos aburren, nos atontan, nos marean y, encima, los muy cabrones montan en el recibidor algo que llaman bar, pero que no lo es, sabiendo que la mayoría de los espectadores asistirán desinteresados y distraídos a la proyección de la película, engullendo palomitas y sorbiendo cocacolas que se venden en unos recipientes de dimensiones descomunales (y el futuro puede ser todavía peor, pues han comenzado a venderse en los cines una especie de cortezas de forma triangular que se acompañan de una salsa de aspecto viscoso y olor repulsivo).

A Billy Wilder no le dejaron rodar películas en los últimos veinte años de su vida. Ya murieron John Cassavetes y Robert Altman. Coppola y Bogdanovivh están prácticamente retirados. Sólo nos quedan (y ojalá sea por mucho tiempo) Martin Scorsese, Woody Allen y Clint Eastwood (podríamos incluir quizás al propio Spielberg, pero sólo cuando deja de vendernos palomitas y rueda una buena película, cosa que ocurre muy de tarde en tarde) como representantes del cine comercial americano de calidad, que es el mejor cine que jamás se ha hecho. El resto de la producción que nos llega de Hollywood no son más que películas de las que lo mejor que se puede decir es que están muy alejadas de aquellas que iban dirigidas a un público capaz de disfrutar con el buen gusto y con la inteligencia. Esas increíbles películas que no podían verse comiendo palomitas.

Epílogo (redactado por el equipo médico de la clínica López Ibor)

Ya es sábado por la noche. Al salir del cine, os podrá apetecer continuar la velada en uno de esos restaurantes que se encuentran en el mismo centro comercial, pero, si lo pensáis mejor, seguro que decidís arreglar la noche acudiendo a un restaurante que os guste o volviendo a casa a prepararos una buena cena. Después, poned en el video una película en blanco y negro y recordad que, aunque nos estén dando gato por liebre, el cine, como la vida, puede ser maravilloso.

Y, si a tu pareja y a ti os apetece, seguid los consejos del apóstol y buscad en la alcoba los placeres que el cine actual y las palomitas os niegan.

Imágenes:

El jardín de las deliciasEl Bosco – Museo del Prado - Madrid
La conversión de San PabloCaravaggio – Colección Odescalchi Balbi – Roma
Venus, Cupido y El Tiempo o Apología de la lujuriaAgnolo Bronzino – National Gallery - Londres

286 comentarios:

1 – 200 de 286   Más reciente›   El más reciente»
Carlos dijo...

Pues yo disfruté mucho de El Señor de los Anillos, de toda la saga. Grandes libros y una buena adaptación al cine. Ayer disfruté de Las Dos Torres, con esos grandes planos sobre las llanuras neozelandesas.

Ahora está de moda servir nachos en los cines, si están suficientemente reblandecidos no son peores que las pipas, un cáncer para el cine y el fútbol.

emiliano dijo...

Yo lo último que he visto en el cine del Puerto de Santa María fue a un par de niños que entraban en la sala comiendo algodón de azúcar de color rosa. Algo asqueroso, oigan ustedes.

emiliano dijo...

Y no he leído el libro de Tolkien, pero la película me dejó agotado con tanto ordenador y tanta batalla entre el bien y el mal. Vamos, que me pareció un coñazo de tomo y lomo.

emiliano dijo...

Y tampoco me gusta el capón de Cascajares.

numeritos dijo...

Magnífico artículo Pumares.

Que conste que un servidor en la década de los setenta comía palomitas en el cine siempre que la paga diera para ello. Tanto en el Cine Roma como en el Juan de Austria, ambos desaparecidos, vendían bolsas de palomitas con notable éxito comercial.

Alberto, ¿has comido palomitas viendo el partido?

Holden Caulfield dijo...

Todavía no me he leído el post. Tan solo decirle a Luis Martí que, por primera vez en mucho tiempo, estoy de acuerdo con la portada del Marca. Ayer era el día del sorpasso, el día de recordar a Gabriel Celaya.

Yo que el ingeniero, les hubiera puesto ESTO en el vestuario antes de salir a jugar.

Albertobilbao dijo...

Numeritos

Yo soy más de ensaimadas

Carlos dijo...

Como no me apetece hacer colas, me voy a por una mezcla de harina y agua de azahar, uno de las mayores fuentes de ingresos de los supermercados y pastelerías madrileñas.

Carlos dijo...

Por cierto y como curiosidad, el Ayuntamiento de Alcobendas prohibió, durante los últimos años, el lanzamiento de caramelos desde la cabalgata.

Cosa lógica, dada la cantidad de infante cabrón que tira a dar. Deberían darles como munición palomitas.

Jesús Melitón dijo...

O ensaimadas.

juanjo dijo...

Carlos

he ido esta mañana a San Onofre y no había nadie. El roscón está de muerte la verdad.

y hablando de restaurantes, visita estas fiestas a EL BOHIO, como siempre todo perfecto. Cada día me gusta más.

saludos y feliz año

txangu dijo...

Después de una semana sin intenés y con múltiples odiseas viajeras, retorno al trabajo. ¡Qué bien se descansa en la oficina!
Vinos que he regalado esta Navidad (y que no voy a catar, me temo): Umathum Trockenbeerenauslese 1995, Scheurebe; Champagne Drappier Grande Sendrée 2002; Jorge Ordóñez & CO. Nº 2 Victoria; Hugel Riesling Selection Grains Nobles (de éste espero notas de cata :))) 1998.

txangu dijo...

¿Alguien conoce algún restaurante donde se coma bien y que esté en un centro comercial? A mi sólo se me ocurre Urrechu...

emiliano dijo...

El Restaurante Imanol.

emiliano dijo...

Y Pedro Larumbe

Carlos dijo...

Gracias Juanjo, al final nos hemos decidido por el Mallorca, está todo mucho más ligero de gente de lo que yo suponía. Qué será, será.

El mejor restaurante de centro comercial no lo conozco, pero el más friki seguro que sí: es el Arturo del Moraleja Green, y se llama Acorde Arturo. En la carta tenemos acordes iniciales, acordes verdes, acordes mixtos, acordero sabe -nótese el juego de palabras-, acordes libres y dulces acordes.

De una musicalidad que abruma.

txangu dijo...

Esta mañana he desayunado yo el roscón que nos trajimos de la patisserie Chantilly (en Claudio Coello, creo), sin frutas, sólo almendras y azúcar. Muy rico. También lo estaba el de Cala Millor de Majadahonda.

emiliano dijo...

Las mentiras y los roscones, cuanto más grandes, mejores.

kalakahua dijo...

A esa carta le falta un plato. El Unparde. Un par de hostias bien dadas.

El roscón es un bollo para zampabollos invento del demonio. Recomiendo mejor un buen croasán, se pulveriza uno en la estancia agua de azahar y se come unas fruticas de Aragón para los amantes de la frutica glaseada.

kalakahua dijo...

Y si no hubiera croasanes, inténtese lo mismo con curasanes.

Jose luis Louzan dijo...

El roscón, como las demás cosas dulces, es una bendición... engorda pero me encanta...

De esta navidad me quedo con el V. de Martín "Escolma" de 2007 que esta pleno, pleno (en seis meses aún mejor) y con el Cava Privat Laieta de 2007 que me gusto mas que algún champagne de insigne mención... cosa fina el chardonnay este...

kalakahua dijo...

El catalán acaba de incorporar varias nuevas palabras en el ámbito de lo gastronómico.

Términos como 'mozzarella', 'pannacotta', 'brownie', 'mojito', 'guacamole' y 'xurrasco', entre otras, ya son correctos en catalán.

Yo habría usado "guacamol", "moyete", "brounet", "xurrasquet". Ya puestos a inventar.

La verdad es que me ha sido imposible no enlazarlo con otra noticia al respecto.

Sería interesante ver cómo llaman al mojito en klingol. Seguro que "mojito". Al fin y al cabo son primas hermanas.

kalakahua dijo...

De hecho los Klingon toman la delantera al catalán. No me negarán que ésto parece catalán

Carlos dijo...

Ka, me ha llamado Laporta para pedirme tu dirección de correo electrónico. Creo que es para añadirte a su lista de facebook.

Le he hecho caso a Juanjo y me he he pasado por Chantilly a por roscón -los tienen en versión enana-, las tartas tienen una pinta sensacional, en concreto el apfelstrudel estaba de antojo.

numeritos dijo...

querido Carlos, eso de "estaba de antojo" se me antoja una expresión pelin blandengue. El espíritu de la Navidad hace estragos.

kalakahua dijo...

En Laporta pensaba, mira tú por dónde. Estoy deseando que me agregue y me invite a MUM.

Desde aquí le envío un afectuoso saludo en klingon.

Hov lengvaD chenmoHlu' tlhIngan Hol'e' 'ej DaH 'oH ghojtaH ghot law'. Qapbej Holvam wIcha'meH, qawHaqvam chenmoHlu'. taHjaj wo', taHjaj Hol!

Que quiere decir:
Estoy hasta los huevos de la puta FIFA de los cojones.

kalakahua dijo...

Estaba de antojo sólo puede ser superada por el "muy goloso".

Recomiendo visionado completo del anterior vídeo para quitarse allá esas pajas de la blandenguería. Incluso hacérselas.

Jorge Díez dijo...

Aplauso reverencial para el post.
Y abajo las palomitas, incluso fuera del cine.

kalakahua dijo...

Holden, the Lovely Bones ha supuesto una cierta decepción. En cambio me ha gustado un huevo The Hurt Locker. Vamos a por Up In The Air.

Holden Caulfield dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Holden Caulfield dijo...

Carlos: pásale también mis datos. A Laporta, I mean. Me ha encantado eso de que el Barca encarna la épica que guía a la libertad a los pueblos sometidos. Estoy de acuerdo, mira por dónde. He notado una cierta similitud entre Iniesta y los palestinos de Gaza, entre Pujol y los kurdos o armenios de Turquía y entre Yaya Toure y los tutsis de Ruanda. Por una vez, estamos de acuerdo.

Carlos dijo...

Estoy imbuido del espíritu laportiano, Numeritos.

El caso es que el roscón estaba bien bueno, me ha recordado a aquellos bollos con forma de caballo que se hacían en Belmonte (Cuenca) hace un huevo de años.

Dicho esto estoy contento, tras la próxima introducción de las máquinas que desnudan al personal en el aeropuerto, podrá conocerse una enorme verdad.

Albertobilbao dijo...

Odio las palomitas en el cine, pero nada comparado a lo que sufrí en cierta ocasión en un Cine Club en Bilbao, la persona que tenía delante, ni corto ni perezoso se abrió una lata de maíz, todavía tengo su olor metido en mis entrañas

Eso sí, lo pero fue la película para que no enfade Holden lo diré en su lengua original, "Eraserhead"

Un abrazo

emiliano dijo...

Laporta os está volviendo paranoicos.

emiliano dijo...

Alberto, si yo tuviera que ver otra vez Eraserhead creo que necesitaría una bolsa de palomitas rociadas con alguna sustancia psicotrópica.

emiliano dijo...

Por cierto, me he enterado que es la cuarta película favorita de Weirdo.

Albertobilbao dijo...

Repasando unos datos me he dado cuenta, es que uno ha sufrido mucho en el cine, que la sobredosis de maíz, la viví con "El almuerzo desnudo"

Qué actor se desacredita en esa película con um cameo?

Un abrazo

emiliano dijo...

No sé lo que preguntas Alberto, pero sí recuerdo que Bart Simpson al salir de ver “El almuerzo desnudo” dijo aquello de “hay al menos dos cosas que están mal en este título”

Albertobilbao dijo...

Al final de la susodicha, sale un actor que a su vez sale en un título nombrado en este post

emiliano dijo...

Ante la intolerable conducta de Holden, omitiendo la prestación del auxilio necesario a quien lo necesita, me he tenido que acoger a la quinta enmienda: Roy Scheider.

Holden dijo...

Joer, que no puedo estar de guardia todo el pinche día.

Carlos dijo...

Tendencias gastronómicas para el próximo año -pronúnciese twentytengastrotrends-.

Si os sentís nómadas y os vais a poner un puesto de perritos a la Calle Alcalá avisadme y os llevo unos churritos calientes, que va a hacer frío hoy.

Carlos dijo...

Y una noticia interesante, el Madrid Fusion se expande, pasa a ser un Gastrofestival.

¿Y en qué consiste un gastrofestival? Pues parece una deslocalización del congreso para el populacho. O sea, barras de tapas, Lavinia, alguna visita a museo, Mercado de Chamartín. Todo ello para niños y mayores.

Una estrategia diferente del congreso de Alicante que optó por centralizar la infraestructura.

Carlos dijo...

A 10.500 euros el litro. Aceite de modena tradizionale Malpighi.

txangu dijo...

Carlos, digo yo que será vinagre...

Espeto dijo...

No he leído el artículo pero me ha gustado mucho...

No puedo con las pipas ni con las palomitas. Sin embargo, me gustan los nachos con queso. Es el fruto de una educación relajada en la adolescencia, supongo.

Bueno, pues ya he vuelto. En estos días he comido bien, regular y mal. Mejor y peor acompañado. Y he bebido grandes vinos y brebajes insufribles. Vamos, que ha sido una semana un poco esquizofrénica. Os detallaré.

Y he compartido mesa con Emiliano y con Ángel, mientras nos emborrachábamos por lo bajini con los vinos que Weirdo trataba de explicarnos. En nuestro descargo debo decir que nos dedicamos a comer y a beber porque a las primeras de cambio se ponía a hablar de Fred Astaire y un tal Cyd nosequé.

Y coincido con él: lo mejor en Skina fue ese cabrito lechal.

Carlos dijo...

Eso, vinagre, que estos madrugones me confunden.

Carlos dijo...

Además fue Txangu el que habló de Chantilly. Por cierto que ha aguantado la prueba del algodón, la mayoría de ellos se ponen como piedras pasadas doce horas...

compangu dijo...

... y el precio que pones en el enlace ¿estará bien?

Porque pone que 100 centilitros (1 litro) sale a 105 €, que no está mal. Pero “tampoco ye pa ponese así”...

Carlos dijo...

Me sobraba un cero a mí, Compangu, son 1050 euros el litro, no 10.500. El precio es optimista en cualquier caso, porque en esta tienda. Hablan de más del doble.

txangu dijo...

Nosotros nos zampamos el pequeño roscón de Chantilly ayer para desayunar. Y lo compramos el sábado por la tarde.

Fartón dijo...

A mí con las palomitas me pasa como con las hamburguesas del Hollywood y sitios similares. Pasas cerca, olfateas, y te entran unas ganas locas de comer. Devoras y luego te quedas con sensación de pesadez y te prometes que nunca más... hasta la siguiente.


Las pipas, sin embargo, me encantan. Qué vicio.

Albertobilbao dijo...

Eso no es dinero

Calderilla!!!!!!

Fartón dijo...

El roscón si que nome dice ná de ná. Prefiero curasanes o ensaimadas.

Lo del gastrofestival suena a Adriá actuando en un escenario al aire libre ante una horda de gastrofans. Como Benicassim pero el público con menos pearcings y más barrigas.

Espeto dijo...

El roscón este año me lo hago en casa yo. Al menos sé lo que lleva dentro.

Pues esta última semana me he dedicado a “coser” un poco el país, de norte a sur.

Empezamos por Barcelona, donde me dio tiempo a visitar varios locales muy interesantes.

Por un lado, CAN RAVELL, una excelente tienda de productos gastronómicos (espectacular su salchichón de Vic) que esconde un diminuto (e incómodo) comedor con una mesa común en el piso superior al que se accede a través de la cocina. No es exactamente un sitio para tapear ni para comer, pero está a caballo entre ambos. Excelentes bocadillos, platos tradicionales, productos de lujo y un menú fijo de catorce tapas para el que se quiera extender en la visita. Además, cuenta con una buena bodega. Nosotros probamos sólo unos notables canelones y unas anchoas de calidad, acompañadas de unas copas de cava de Raventós. Una propuesta interesante, aunque a precios severos.

Por otro, MON VINIC, que sigue siendo un lugar estupendo para tomar una copa de vino. La extraordinaria carta electrónica incluye unos veinte vinos por copas. Lástima que no se pueda picar algo para acompañar. Enorme el Paul Bara Brut Reserve NV y emocionante el oloroso La Sacristía de Sánchez Romate. Un fijo en mis visitas a Barcelona.

Nota de última hora: joder, qué buenos están los barquillos de Can Ravell. Y eso que ya sabeis que yo soy un gran gourmet (no como Emiliano) y no me gustan los dulces.

Espeto dijo...

Y, por último, un restaurante que tenía muchas ganas de conocer y en el que me voy a detener un poco más: DROLMA. La cocina de Fermí Puig siempre me ha atraído y siempre me pareció valiente y decidida su apuesta por una cocina clásica y burguesa en un entorno donde lo que triunfaba era la innovación a toda costa (con más o menos acierto).

Pero esta vez voy a empezar por el final: vaya por delante que los precios son elevadísimos. Si hablamos de los de la carta de vinos, incluso descabellados, extravagantes. De todo ello iba convenientemente advertido. Incluso tienen el detalle de colgar en su página de internet todas las cartas para que nadie se lleve a engaños. Las dudas y las decepciones llegaron donde menos lo esperaba: en la cocina. Supongo que las expectativas eran altas y no creo que pueda ser de otra forma hablando de un lugar como este.

Comenzamos con unos aperitivos algo toscos a base de gamba. Varios formatos de gamba frita que llegaron algo tibios y menos crujientes de lo deseable. Algo incomprensible en una cocina así. Mejor una pequeña crema de calabaza. Estupendo el pan y mejor aun la mantequilla.

Entrando ya en materia, sucumbimos a la propuesta fuera de carta de un sabayón de huevo y patata con trufa blanca de Alba. Esta última muy aromática, impresionante, la mejor que he probado este año. Pero, ¡ay!, el sabayón, de nuevo, con menos temperatura de lo deseable. No soy yo nadie para juzgar esa cocina, pero algo falla cuando un plato así termina estando casi frío. Magníficos los raviolis de faisana con una emulsión de mantequilla y foie gras de oca. Un plato algo pesado pero muy satisfactorio. Mucha técnica y oficio. Notables dudas también entre los platos principales: algo deslavazadas unas gambas rojas con una crema de guisantes y menta, con los elementos jugando cada uno por su lado y algo mejor un canetón con ceps, piñones y salchichas. Un plato tradicional bien guisado, pero con el animal un poco correoso y falto de sabor. Para terminar, un plato de quesos desigual: frente a algunos excelentes como el Mont d’Or o un catalán de cabra, algunos carentes de interés como un italiano con trufa, que no me gustó nada.

Para beber: una copa de Billecart-Salmon Brut que me sigue sin gustar pero que era la única opción disponible y un muy buen Chateneuf du Pape Henri Bonneau 2001. Además, un estupendo armagnac de gama baja, el Boingeres 5 años.

Aplausos, sin ningún tipo de pero, para el impecable servicio. Atento, discreto, amable, incluso afable cuando la situación lo requería. A la altura de los grandes de Europa. En definitiva, una experiencia mucho más tibia de lo esperado. El servicio cumple pero la cocina tiene muchos más fallos de lo esperable: los aperitivos y los petit fours son mejorables, hay falta de detalles en la mesa, deben cuidar la temperatura de servicio y alguna que otra presentación y algún producto no está a la altura. Hoy por hoy, creo que hay mejores opciones allí.

Albertobilbao dijo...

Para todos Ustedes

Me van a llamar moñas todo el año

http://www.youtube.com/watch?v=i1xnVDiV9xEa

Albertobilbao dijo...

Yo en Drolma pagué una burrada de dinero, creo que es el sitio donde más he pagado

Me gustó la comida, pero guardo mejor recuerdo del servicio, el mejor que he visto en mi vida

Carlos dijo...

A mí, los fallos de temperatura, me parecen un error del servicio. O mejor dicho de la compenetración que debe haber entre cocina y servicio.

Un plato frío, no debe salir de cocina.

Espeto dijo...

No me extraña Alberto. Salvo que te diese por beber agua, que no creo que fuese el caso...

El servicio es, efectivamente, muy bueno. Por eso me estrañó más aun lo de las temperaturas.

Lo del sabayón, humildemente, creo que es un error en la concepción del plato. Un sabayón se enfría enseguida y si tiene que esperar a que se sirva y se le raye trufa encima, aún más. El resultado es que los primeros bocados fueron fantásticos pero fue perdiendo.

Albertobilbao dijo...

Agua desde luego no bebí

Cuando fui estaba el sumiller titular de vacaciones, por lo que no sé qué tal será.

Carlos dijo...

Una pregunta, Espeto: ¿Lo sirvieron con campana encima? No entiendo -o sí- el porqué se han desechado las campanas en el servicio de platos tan delicados, como es por ejemplo cualquiera que lleve yema de huevo.

Espeto dijo...

Hombre es... discreto. Dado que todo lo que te puede recomendar empieza en 150 o 200 euros pensará que mejor estar callado y esperar a ver qué cara pone el cliente.

Hablando en serio, la verdad es que no te puedo contar mucho de él porque no le pedí consejo. Hizo bien su trabajo.

Espeto dijo...

Carlos, venía en uno de estos cacharritos tan monos, un búcaro creo que se llama, que viene con su tapita. (En vajilla Versace para los aficionados al corazón).

El problema es que debió salir algo templado de la cocina.

Espeto dijo...

Y el resto de los platos se sirvieron con campana. Otra cosa es que quizás confíen demasiado en sus virtudes para mantener el calor.

txangu dijo...

Igual me compro yo una de esas campanas para salir a la calle, oiga. Qué frío tenemos en Bruselas, ayer encendí el horno con la puerta abierta para caldear un poco nuestra cocina-comedor.

Carlos dijo...

Nicolas Cage, Evan Mendes y Val Kilmer en Teniente Corrupto... no se librarán del lático crítico de Emiliano. Fijo.

Qué ricas son las lentejas con chorizo y huevo duro. Qué pena que tan poquitos restaurantes de campanillas en Madrid -se me ocurre Sacha- las trabajen.

emiliano dijo...

Evan Mendes no sé quien es. A los otros dos los ponía yo a fregar cacerolas.

emiliano dijo...

Y a mí tampoco me gustan los dulces. Sólo los como para mortificarme.

txangu dijo...

Aquí no tenemos roscón, pero si un pastel de reyes horroroso.

Holden dijo...

Emiliano: Bad Lieutenant, como ya te había dicho antes, es la última película de uno de tus directores favoritos: Werner Herzog, al que le ha dado por cambiar la cerveza de Munich por los vinos de California y ha rodado esta peli.

La vi la semana pasada y es tan fascinante como repulsiva. Eso sí, Nicolas Cage no es Klaus Kinski, por mucho que lo intente. El papel le hubiera venido de perlas al papá de Natasha. Y Val Kilmer casi ni aparece; mejor. La que no es nada repulsiva, sin embargo, es la cubana-americana Eva Mendes.

También hace frío hoy por aquí.

txangu dijo...

Holden, ¿y comparando con la original?

Albertobilbao dijo...

Dicen que cada uno tiene un alimento que no puede ni ver, Adriá es el pimiento rojo

El mío son precisamente las lentejas, Carlos ha nombrado un plato, yo las cogí un asco de niño, que sólo olerlas me dan arcadas

Cuál es vuestro alimento o comida prohibida

Un abrazo

emiliano dijo...

Los guisantes y las películas de Werner Herzog.

Holden dijo...

Harvey Keitel está mucho más creíble en la de Ferrara que Nicolas Cage en la de Herzog. Además, el marco de Nueva York me parece más apropiado que el de Nueva Orelans. En cualquier caso, no sabría por cuál decantarme. Me imagino que una de las peores pesadillas de Emiliano sería tragarse un marathon de Abel Ferrara y Werner Herzog, después de haber comido guisantes en Mugaritz.

Albertobilbao dijo...

Holden

Te aseguro y tengo por ciertas pocas cosas que más creible que Cage, estaría hasta yo

En ojos de serpiente, en la de los bomberos de las torres gemelas y en Al límite, saca de los nervios al más paciente

Carlos dijo...

Es divertido nuevo anuncio de Canal Cocina.

Fartón dijo...

Alberto, yo estuve mucho tiempo sin poder probar las albóndigas y el puré de patatas. Tanto en un caso como en otro, los de mi colegio eran infames. Sin embargo, con el tiempo vencí mis fobias, y ahora, bien hechos, me encantan.

Fartón dijo...

Tengo todavía la comida en la garganta (vengo del Don Giovanni primigenio) y están al caer unos amigos... con un roscón de reyes.

Jose luis Louzan dijo...

Alberto en esa lista tengo varios, todos tras haberlos probado y reprobado. Encabezan las ostras, que aborrezco y seguidos de cerca por esparragos blancos y determinados quesos (estos cada vez menos)...

Albertobilbao dijo...

Otra manía que estoy superando es la patata cocida en la verdura

Las ostras por alguna intoxicación Louzan?

Anónimo dijo...

Me voy a cenar al CHIRON con unos amigos,ya os contare.ALOQUE

Wabi dijo...

Alberto Chicote de Nodo, de paje de Melchor en la Cabalgata de Madrid.

kalakahua dijo...

Este blog de carcas ha abandonado la información de servicio. Yo aquí buscando recetas del chocolate a la taza para que sea la lágrima de la inmisericorde esponja que es el roscón y nada de nada.

Estamos perdiendo las tradiciones, hostias.

emiliano dijo...

¡Chocolate con roscón! ¡¡Qué vulgaridad!!

Jose luis Louzan dijo...

No Alberto, es una pura cuestión de texturas... ese pseudomoco no puedo con el...

kalakahua dijo...

Emiliano, interesante debate sobre con qué comer el roscón. Ya sé que tú eres partidario de mojarlo en mantequilla fundida.

emiliano dijo...

Yo el roscón me lo tomo con una copita de anís de la asturiana, su presencia siempre agrada.

eldiletante dijo...

Coincidiendo con el diagnóstico sobre el desarrollo del cine, y aplaudiendo el post, no comparto el agnosticismo por el cine europeo, que para mi sigue siendo la alternativa a ese cine de palomitas. Gente como Mike Leigh, Ken Loach, André Techiné, Tavernier,Egoyan, Mikhalkov (si alguien no ha visto Ojos Negros está cometiendo un delito de lesa cinefilia)...me han hecho disfrutar el cine, y la mayoría de ellos siguen vivos. También el cine independiente norteamericano (Jarmush, Sayles,Solondz...), o el cine asiático (Yimou, Ang Lee,Chen Kaige, en sus primeras películas,antes de ponerse a rodar Tigre y Dragón y sus versiones, que confieso, de todas formas, que también me gustaron), me han dado buenos momentos. Incluso Lynch en Una historia verdadera.

POr cierto , que han reeditado Dersu Uzala y la venden en la Fnac a buen precio.

eldiletante dijo...

Yen cuanto a los chocolates a la taza, el de Enric Rovira estaba para fundirse el misterio.

Albertobilbao dijo...

Dile

Ojos negros, con el gran Marcelo es de las cosas más importantes que puede hacer uno en la vida
Admiro a Leigh y alguna película de Loach
Salvo a Lee, los otros me dejan más frío
Y pienso y creo que Dersu Uzala es de las mejores películas que han visto mis ojos

Un abrazo

Jesús Melitón dijo...

Lo que es mayormente admirar-admirar, a Paco Martínez Soria y a poquitos más...

Jesús Melitón dijo...

Odio la coliflor. En mi bloque, cada vez que la cocinaba mi vecina parecía que su marido tenía diarrea (por el olor, claro). Y los gofres. Eso es una cochinada que Dios confunda.

Y estoy harto de cine de mamarrachos que no se entiende nada. Sí, de esos porreros del traveling, de la luz, el encuadre y esas cosas, que tiene que salir un tío antes y después de la película a contártela, porque si no, no te enteras de nada.

Las cosas claras y el chocolate espeso.

Holden dijo...

Nombrar "Una Historia Verdadera" es una provocación.

kalakahua dijo...

D. Eldi, menos mal que te conozco y sé que eres una persona normal y de bien. De lo contrario hubiera pensado que eras una butaca de los cines Renoir a la que le gusta el vino.

Holden dijo...

No Kala, no del Renoir, sino del Alphaville.

kalakahua dijo...

Detesto el penne. En mi colegio, el demonio les acoja en su seno, se los volvían a dar a los niños que los vomitaban, ya limpios de su propio tomate.

En cambio la putanesca la tolero bastante bien.

Jose luis Louzan dijo...

No comí nunca e el comedor en mi época escolapia... pero veo que no me perdía nada de nada...

Cuenta la leyenda que una niña se encontró en una ocasión un anillo simple de oro en una albóndiga... y después los infantes se dedicaron a contarle los dedos de las manos a la cocinera... Galicia y lo de las meigas...

Holden dijo...

Me parece que este año solo va a haber un triplete.

25 kilos por Chyrynksy. Eso sí que es un fichaje prepotente e imperialista.

eldiletante dijo...

En ambos he pasado buenos y no tan buenos momentos. En todo caso muchos.De aquella iba a Madrid por ir a esos cines y por algún concierto o por alguna chati, y el comer lo hacía en el Mcdonald's o en el Vips. El tiempo, que todo lo cura. Mientras no empiece un blog de crítica médica y de medicamentos, ni a elogiar "la excelsa delicadeza de la exploración rectal del tocólogo Mtnez.", no estará todo perdido.

Carlos dijo...

Apunto en mi moleskine el Chateau Annereaux de Lalande-Pomerol 2002. Un vinazo de esos que le hace a uno pensar que Burdeos no son vinos inaccesibles, duros, con necesidad de veinte años de botella.

Carlos dijo...

Y dicho esto, en este año que entra, un servidor no pisará un local -en Madrid- donde no haya una buena carta de vinos, excepto si la cocina es excelsa.

Cuando uno se vuelve gilipollas lo mejor es asumirlo y resignarse.

Carlos dijo...

Pero no todo iba a ser bueno allende los Pirineos, la Galette des Rois me parece más pesada que una vaca en brazos. Comparado con ésta, el Roscón de Reyes es una espuma de sferificación de aire lecitinado.

emiliano dijo...

¡Joder Eldiletante, qué sustos me pegas!

De todos modos, aunque sabes que te tengo dedicada una página completa en la sección “tíos raritos” de mi agenda, he de decirte que me gusta mucho alguna película de alguno de los directores que has citado.

emiliano dijo...

Melitón, tenías que haber conocido a un amiguete mío que era orador habitual en los foros de cine que se organizaban los sábados por la tarde en el Colegio Obispo Perelló. Lo hubieras adorado.

La Hermana del C. de Ciempozuelos dijo...

Hola, buenas noches, soy la hermana del camionero de ciempozuelos, de su parte os digo que se le ha estropeado el portatil, y yo que necesito un poquito de ayuda. Me gustaria hacer unas costillas de estas que se deshacen en la boca, tipo Holden me comentaron... a ver si me ayudais. Gracias!!

Carlos dijo...

Contra, H. del Camionero, no es tema fácil. A ver si te podemos ayudar.

Pero eso mañana, que el gin tonic empieza a pesar.

eldiletante dijo...

Carlos, pues yo hoy estoy con un Burdeos de libro de la otra orilla que me está gustando mucho: Un Pontet-Canet 2001. Maderas de esas que no importa que estén presentes, porque huelen a cedro y a cigarro, grosellas, moras, finura, acidez,tipismo, elegancia,..,satisfactorio y fácil. No llega a los 50 euros en tienda.

Carlos dijo...

Eldi, a Burdeos hay que entrar con guía, me parece a mí. He probado tantos malos -casi todos- que me da pereza.

Pienso en lo mucho que vale una sumillería. De las de verdad, que hay mucho aficionado esnob recomendando de oído y, a ser posible, caro.

compangu dijo...

A ver si terminan de envolver paquetes, que me quiero ir a dormir.

Hermana d C d C,
A parte de un post de Holden sobre las costillas, del que no recuerdo ahora la fecha, hay unos comentarios que inicia el mismo Holden el 20 de febrero de 2008 que valdrían para hacer una auténtica tesis doctoral sobre el tema.

Y mañana ¡¡¡FABADA!!!, con su justa porción de grasa, y un arroz con leche que creo que se empieza a hacer a eso de las 9 de la mañana. Voy a ir buscando el omeprazol.

angel dijo...

Pues yo pensaba que el chocolate este moderno de polvos (con perdón) no se quemaba...mentira, se quema más que el rabo del demonio; no he tenido más remedio que tomarme el roscón con un poco de Zacapa.

Carlos dijo...

A mí, la cocción que mejor me resulta en casa, con un horno vulgar, para las costillas es el papillote a 100 grados.

Así que, se envuelven las costillas en papel albal, si se quiere poniendo un fondo líquido de todas esas cosas que Holden explicó en su momento -licuándolas con un poco de agua- y las mantengo a 100 grados durante cuatro o cinco horas, dependiendo de lo duras que estén.

Luego les echo el mejunje y las pongo cerca de la parte de arriba del horno a mucha temperatura hasta que queden bonitas.

kalakahua dijo...

Así empezó mi tía Edelvira, añadiendo chorritos de brandy al café del desayuno y hoy es la única de Alcohólicos Anónimos que tiene silla con una placa con su nombre.

angel dijo...

ka,
no me digas que eres sobrino de Edelvira !!!! nos sentamos juntos en las reuniones de AA

Carlos dijo...

Bien interesante el programa sobre el atún rojo que están poniendo en C. Cocina. Explicando los cortes -está Ricardo Sanz en ello- y mostrando un proyecto que están desarrollando para trazar el origen del bicho, que debería ser obligatorio en todas sus capturas. Si es que queremos comerlo de aquí a un par de años, sin ir más lejos.

Carlos dijo...

Aloque, aunque supongo que ya lo sabrás, hay un artículo de Juan Antonio Díaz sobre Chirón en Metrópoli, hace una semana o así.

Para lo que es Juan Antonio, tremendamente elogioso.

emiliano dijo...

¡Menudas juergas montaba la tía Edelvira!

juanjo dijo...

buenas a todos

qué tal se han portado los reyes?

Dos cosas: el roscón de S Onofre no ha pasado la prueba del algodón que comentaba Carlos. Suspenso.

Os dejo el menú de la visita a EL BOHIO.

- atascaburras con alioli y miel.

- escabeche de perdiz con foie, frutos secos y cacao.

- calamar con cebolletas y jugo de sesamo.

- verduras licuadas, pochadas y salteadas.

- trufa hecha en un caldo de cocido.

- ropa vieja y el caldo.

- ajoarriero de bacalao ahumado.

- liebre envuelta en chocolate.

- el flan de caramelo.

- leche frita con su helado.

Bebimos un blanco afrutado, flamimgham y un jiménez landi como tinto.

Todo impresionante. Hay que ir a probar este menú. Del servicio y la sala no digo nada. De 10.

Abrazos

Carlos dijo...

El de Chantilly se mantiene rico, es un hallazgo este sitio. Y lo mejor creo que lo va a dar con las tartas, que van por encargo.

Curioso plato el atascaburras, nombre bruto que en Cuenca se llama ajo arriero. Claro que en Rioja el ajo arriero es otra cosa.

Mi amigo Jose, del Raff, hace un canelón con unas láminas de calabacín y un ajo arriero ligero que es una delicia. Yo pensaba que el calabacín lo pasaba al vapor, pero me comentó que va tal cual, crudo.

txangu dijo...

Pues lo de Chantilly agradéceselo a mi hermana, que tiene buen ojo para las cosas de los dulces...

Jesús Melitón dijo...

Pepe Rodríguez Rey se sale en El Bohio. Está alcanzando una perfección de preocupar. La madurez del cocinero, el sentido común y tal y tal. Acojonante. Y Diego un artista.

A ver si puedo conocer su cocina y probarla en vivo. No he estado nunca pero tengo unas ganas de ir qtc.

Jesús Melitón dijo...

Y apoyo la noción de D. Liga. El canalón de Jose en Raff Cuenca (España) está cojonudo.

Además, allí al lado se puede comprar resoli para la tía Edelvira. O para mojar el roscón.

kalakahua dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
kalakahua dijo...

D. Melitón, puedes aprovechar y mojarla un poco a ella. La tía Edelvira nos salió un poco putón.

kalakahua dijo...

Estupendo el Quinta da Muradella Finca Notario que estoy libando, va por usted, Edelvira. Pongo estupendo porque parece que entiendo algo. Pero realmente lo que está es que te cagas. Sobre todo no siendo chenino blanco o pinote nuaro (en klingon). En catalán serán aceptados estos términos en breve.

La Hermana del C. de Ciempozuelos dijo...

Gracias por el comentario, mas tarde buscare el post de Holden y mañana mismo me pongo a hacer mis costillicas!! grr

eldiletante dijo...

Carlos, talmente de acuerdo con lo que comentas de un sumiller. .Lo difícil es pedir un Borgoña baratito y que alguien , como Andrés Cigaleña, te saque un Meursault Appellation Reg. de una añada fría que está, utilizando la dialéctica del blog, que te cagas po las patas pa bajo. O saber, si alguien se quiere dar un capricho caro, si está para tomar ahora o dentro de cinco años, qué tipo de oxigenación necesita,....Aquí en Asturias esa figura directamente no existe.

Jesús Melitón dijo...

"Te cagas por las bragas" es bastante más académico y educado.


BTW, los tirachinas deben ser incomodísimos. La tanga náutica playera es ya molesta de por sí, con lo que menos tela debe ser la de Dios.

Anónimo dijo...

3 días en londonistán, cuna del multiculturalismo plural (anthony edwards dixit- se lo recomiendo a los progres facilones).

Primera idea, Cameron ganará sin ninguna duda.

Segunda idea, esta gastronómica, se come bastante bien.

Tercera idea, el zuma está de puta madre, me pareció ver a R.S. por allí. Está pensando en subir los precios de los vinos...eso me dijeron.

pclash

Holden dijo...

Pclash: No estoy de acuerdo en la 1. Se avecina un golpe de estado en el otro lado que va a cambiar todo.

En la 2 y en la 3 de acuerdo, sin embargo. ¿Sigue siendo todo tan caro o con el euro por las nubes se nota menos?

Anónimo dijo...

Perdón, holden, quería decir monoculturalismo plural, los occidentales debemos respetar sus tradiciones, ok, lo único que une en occidente a las distintas etnias es el tema económico cuántas parejas de distinta razas ves en londres, paría o madrid, pocas o ningunas.

Te aconsejo el libro de anthony edwards, periodista del guardian, una especie de hermann terscht british.

En cuanto a los precios la media es más alta en UK, pero es cierto, que la diferencia no es demasiada, eso sí en zuma hasta que nos sentamos dos copas de billecart salmon brut en la barra 26 pounds, a mi mujer casi le da algo.

Pero que bien se come, lo recomiendo sin ninguna duda.

También estuvimos en un pub llamado smith en el que me comí un crispy belly pork que estaba de lujo, me sorprendió el nivel de este pub

pclash

Holden dijo...

BTW, ayer me quedé de piedra al ver que Walmart, la empresa de supermercados gringos, en su sección de vinos tiene un Châteauneuf-du-Pape de su propia marca, es decir Kirkland. Por curiosidad lo compré y me voy a marcar una auto cata a ciegas con otro Châteauneuf-du-Pape que tengo por aquí, un Clefs des Papes que se supone debe ser mejor. A ver si no me pierdo entre tantos Papas.

Anónimo dijo...

qué quieres decir con lo del golpe de estado?

Cada día que pasa creo que el islamismo nos lo tenemos que tomar más en serio, no es un hecho ailado ni está a tomar por culo, en Londres hay a lot of pakis, somalíes o eritreos ¿cómo diferenciamos los buenos de los malos, máxime cuando los que hicieron el 7J eran médicos y maestros? Me gustaría conocer tu opinión sobre todo sabiendo que de esos temaas debes saber mazo (dale las gracias a tu ex-cuate).

pclash

Anónimo dijo...

a mí me dejó bocas la ristra de champagnes y chateneauf y burdeos que tienen hasta los más cutres pubs

pclash

juanjo dijo...

Carlos

supongo que sí. Pero si no deberías de ir a probar ese atascaburras en EL BOHIO.

:-)

Melitón

estás tartando ;-)

Holden Caulfield dijo...

Lo de Golpe de Estado me refería a que el Labour Party está hasta las narices de Gordon Brown y no creo que tarden en ponerle de patitas en la calle, antes de las elecciones, espero. Un UK con un neo Thatcher no sería bueno en el panorama internacional. En el nacional, allá ellos.

En cuanto a lo que preguntas, estoy bastante cerca de lo que piensa
Martin Amis.
al respecto.

No te olvides que los países más abiertos y tolerantes hacia el islamismo han sido los más castigados por éste: Gran Bretaña (7J), Holanda (el asesinato de Theo Van Gogh), Dinamarca, por ejemplo.

Y después, y a pesar, del discurso de Obama en El Cairo, todo sigue igual. No sé si es bueno tenderle la mano al que sigue intentando mordértela.

En fin, sería un tema largo y extenso.

Carlos dijo...

Tengo un enero difícil, Juanjo, pero voy a intentar pasarme por Illescas.

Impresionante despliegue de platos castellanos, quizá no venga mal un poco de autoestima por estos lares. Pensamos que no hay gastronomía ni historia y quizá haya unas cuantas cosas interesantes.

Anónimo dijo...

bueno, holden, quizás decir que lo que vivimos ahora en referencia al terrorismo islámico es consecuencia de una política neocolonialista es un poco corto de miras.

Si nos fijamos, los paises donde más est´n floreciendo los wahabíes son teocracias (afganistán, somalia, arabia saudí,...).

Quizás intentar conjugar democracia con islam como en túnez o indonesia es el camino.

Yo respeto el islam, pero el islamismo militante me da miedo

pclash

emiliano dijo...

Hoy, comida en DG by CM. Me ha gustado mucho la comida. La pizza de paloma estaba de antojo; los espaguetis “volonara”, pura delicadeza; los tagiatele con royal de liebre eran totalmente costa rica y panamá; y el pichón asado, sabor, sabor (podríamos decir que estaban de un nivel que te cagas por las patas pero como somos firmes defensores del academicismo y de la ortodoxia diremos que era de un nivel que te orinas por las pantorrillas). La tabla de quesos me ha parecido manifiestamente mejorable y de la panacota con pimienta y el tiramisú no hablaré porque me los he comido por obligación y porque hablar de postres es propio de numeritos y otros hombres blandengues. Nos hemos bebido una botella de Finca Sandoval 2006 porque nos ha dado por ahí y porque nos ha sdlc. Nos han regalado un panetone que, en un intento de conjugar democracia con Islam, nos acabamos de zampar acompañado de un té con hierbabuena,

En el restaurante, me ha parecido reconocer a tía Edelvira en una mesa cercana. Si era ella, puedo afirmar que sigue estando como para echarle un tiento.

Albertobilbao dijo...

Emiliano

Este viernes, La Razón regala "No desearás al vecino del quinto".

Yo bebí el Finca Sandoval 2005 y me pareció un vino más que interesante, qué tal las últimas añadas?

Carlos dijo...

El último que me bebí fue el 2005, Alberto. Me parece un buen vino, de hecho de lo mejor que se hace en Cuenca. Quizá un escalón inferior al Altolandón, muy rico, muy caro.

Carlos dijo...

Me voy a cascar una liebre royal en mi olla express -recién estrenada- de chuparse los dedos. Con su sangre, toda.

Albertobilbao dijo...

Hoy en homenaje al amigo Txangu, gracias por el obsequio, me he bebido un "Hugel 1998 Selección de granos nobles".

Rico vino, que ha volado, lo que más me ha cautivado del vino ha sido su nariz, aromas a bosque abandonado, notas de champiñones, fruta madura, notas de botritis bien marcadas.

En boca era sedoso, un poco corto, nota habitual en los vinos alsacianos, elegante, notas de fruta escarchada. Fresco, ha durado menos que un caramelo a la puerta de un colegio

Un abrazo

Jesús Melitón dijo...

A mí el vino que más me gusta de Cuenca es otro, el Gran Calzadilla. Lo que no quita que el Finca Sandoval esté para chuparse los güebos aussi. Políglota que es uno.

Albertobilbao dijo...

Numeritos

Galpar, Merchor y Baltasar en Huelva.

Un abrazo

txangu dijo...

M'alegro de que te haya gustado, Alberto. ¿Está para comprar más o lo qué?

AlbertoBilbao dijo...

Txangu

El invierno será muy largo, toda provisión es poca

Un abrazo

Espeto dijo...

Aloque, Indonesia es igual de democrática que Marruecos, por ponerte un ejemplo. En todo caso, a lo mejor Malasia se puede considerar una democracia y su política de "discrimación positiva" con respecto a los musulmanes frente a indios y chinos es de vergüenza ajena. Tendrías que leer un periódico allí. No he visto cosa más paternalista y manipulada en mi vida.

Por fin se ha descubierto que Melitón lleva años haciendo sus crónicas del Bohío desde su apartamento de Kuala Lumpur.

Emiliano, "DG by CM" y "Sdlc" pueden dar lugar a curiosas interpretaciones...

Espeto dijo...

Un breve paso por Sevilla para visitar tres viejos conocidos:

En primer lugar, mi idolatrado ALHUCEMAS, en Sanlúcar la Mayor. Como siempre, gran producto y perfectos puntos en la plancha y en las frituras, a pesar de algún fallo puntual que no suele ser una regla general aquí. Ente estos últimos, unos calamares con una fritura breve en exceso que sabía a harina y unas anchoas que no me dijeron nada. Entre lo mejor, unas excelentes cañaíllas, castañuelas a la plancha, corvina frita, ortiguillas y el mejor pinchito moruno del país. Difícilmente defrauda a pesar de que sus precios puedan parecer algo elevados.

BODEGUITA ANTONIO ROMERO, esta vez sentados en el comedor, en vez de apostados en la barra como siempre. Y nunca fallan. Ni los bocadillos de pringá, ni las magníficas chacinas, ni el estratosférico menudo (callos) que aquí se elabora picante y sin garbanzos, ni el revuelto de tagarninas, ni la cola de toro… Sólo pinchamos con unas croquetas algo bastas. Además, aquí manejan una buena, aunque cara, carta de vinos. Acompañamos con un gran Remírez de Ganuza 2004. Buen servicio.

LA BARBIANA. También aprovechamos para conocer el comedor. Y sigue en la misma buena línea de la barra. Pequeños pero muy buenos los langostinos de Sanlúcar. Excelentes las tortillitas de camarones que, sin ser las de Balbino, superan a muchas de la costa. Igualmente buenos el calamar relleno, las huevas aliñadas y unas acedías que, siendo insuperables de frescura, pasaron algo de punto. Para acompañar, esa joya de la sencillez y la frescura que es la manzanilla Barbiana y que se puede pedir por medias. Un lujo. Un trocito de Sanlúcar en Sevilla. Junto con el anterior, mis bares preferidos de la ciudad.

Por cierto, dentro de Sevilla, ha bajado notablemente el Trinity, el bar del Hotel Inglaterra. Tanto que, de servir las copas con Fever Tree, han pasado a servirlas exclusivamente con Nordic. Hay gente que va por el mundo a la inversa, por lo que se ve.

Espeto dijo...

A mí Los Reyes-Niño Jesús-Santa Claus (es lo que tenemos los multiculturales) me han traído una cataplana artesana del Alentejo, una cazuela de cobre hecha por encargo por un "cacerolero" portugués, un cuchillo que anucian los yankis que nunca se desafila y un par de cucharas de madera de nosequé. Me siento como una maruja el día de su cumpleaños, contento pero con ese mosqueo de pensar que sólo me quieren para currar...

Carlos dijo...

Trabajar la cataplana es un arte, Espeto, ya contarás cómo te va con ella. Yo puedo decir que me ha parecido una versión antigua de una olla express, pero con más encanto. Además el servicio a la mesa con el cacharro tiene un punto bonito.

En cualquier caso, entiendo que es complicado que el marisco que se cocine con una cataplana no se pase si es que queremos mantenerlo calentito -y por tanto con la tapa cerrada- en la mesa.

Carlos dijo...

Hablando de cataplanas y de Portugal, me pareció que el cerdo a la alentejana, es un mar y montaña de primera categoría; bien es cierto que mejora mucho si se utiliza presa en lugar de lomo de cerdo y se potencia el sabor a marisco del fondo, por ejemplo, con unos mejillones y un poco de morralla. Pimentón poquito.

Espeto dijo...

Vaya, Carlos, me viene de cine. Tengo algún libro de cocina portuguesa, pero me podrías pasar unos apuntes básicos sobre la receta.

Carlos dijo...

Espeto, te cuento cómo lo "interpreté" yo, en el sur de Portugal igual me tiraban la cataplana a la cabeza.

Se corta la presa en tacos -pídela entera, sin filetear-, con una pasta machacada de sal gorda, ajo, perejil y pimentón dulce. Déjala macerar durante al menos 12 horas en un plato protegido con papel film para que no se oxide.

Cueces pies de cerdo cortados a la mitad con un poco de cebolla, pimienta negra en grano y ajo; no utilicé espinazo desalado pero creo que sería buena idea. Se trata de conseguir un fondo gelatinoso. Tardan unas tres horas en cocer y quedarse tiernos.

Por otro lado haces un fondo de verduras -cebolla, ajo y puerro- pescado de roca -morralla-, ñora y mejillones. Bien reducido, con sabor.

Aquí ya es fácil, doras los tacos de presa en un poquito de aceite -la presa suelta grasa- y los pies de cerdo deshuesado si te parece un pecado tirarlos, como me pasa a mí; desglasas con medio vaso de vino blanco y añades los fondos, ambos reducidos al gusto -a mí me gustan potentes- y en el último momento añades las almejas, previamente en agua con sal durante dos o tres horas.

Corriges de sal, ojo con la sal de los fondos si los concentras mucho.

Carlos dijo...

Ah y un poquito de cilantro, muy poco, creo que puede estar bien.

Espeto dijo...

Pues me gusta mucho la versión tuneada. Tengo por ahí una presa, o sea que voy a intentar probar este fin de semana.

Con las manitas de cerdo que utilizo para caldos y me sobran, suelo hacer unos rulos en papel film (una vez deshuesadas) y las congelo. Luego dan mucho juego en medallones pasados por la plancha o glaseados o en lonchitas crujientes. A mí me pierden acompañando al marisco. Un plato muy de Atrio.

Carlos dijo...

Espeto, tienes razón en lo de reposar el pie de cerdo. Gana mucho de un día para otro. Probaré a embutir el pie de cerdo, yo creo que el plato ganará en presentación.

amfortas dijo...

¿Cómo se te está dando lo de la olla express, Carlos?

Numeritos dijo...

Desde luego, si te oyen los portugueses lo del poco cilantro, vas al pilón. A ellos les gusta echar cilantro en cantidad.

Carlos dijo...

Y los puntos de cocción, Numeritos, las cataplanas de marisco que he probado -hace ya algunos años- estaban pasadísimas de puntos de cocción. Y ni la presa, ni las almejas son de demasiado calor.

Amfortas, estoy en ello, lo primero que he hecho es descartar los tiempos que me venían en la tabla de instrucciones, hay que empezar de cero. Mañana voy a hacer un rabo de toro con fino para comérmelo el sábado.

amfortas dijo...

¿No son válidos esos tiempos de cocción? Es que a mi Papa Noel también me ha traido una express, de esas que usa Arguiñano, pero aun no he jubilado a la anterior, mucho peor (al menos teóricamente), con tiempos de cocción más largos, pero a la que le tengo cogida la medida. Yo, el rabo en olla rápida, es que lo bordo.

Carlos dijo...

Yo creo que la tabla te da una idea, pero poco más, Amfortas, cada garbanzo tiene un tiempo de cocción diferente. Igual sucede con la vaca, el jarrete de lechal debe hacerse en 7 minutos, pero el de vaca vieja igual necesita 30.

Es la primera vez en mi vida que voy a documentar tiempos por producto.

kalakahua dijo...

Ésta sí que debió de ser una comida interesante.

De los pocos héroes que quedan

Fartón dijo...

Sobre el golpe de Estado a Gordon Brown hay un articulito de opinión en El Mundo. No sé poner enlaces, pero es fácil de encontrar. Parece que no se deciden...

http://www.elmundo.es/elmundo/2010/01/07/opinion/21754722.html

Hoy, entre la nevada y la resaca navideña, había sitio (poco) en Arzabal.

emiliano dijo...

El Finca Sandoval 2006 está estupendo Alberto. Y me pareció que le iba muy bien a los platos de caza que comimos.

Por cierto, me recomiendas que vea la película del vecino del quinto ¿antes o después de leer La Razón? Es que no querría combinar factores de riesgo que puedan provocarme una súbita subida de la tensión arterial.

Carlos dijo...

Buenísimos los callos de Viavélez. Esa barra no sólo me parece la mejor de Madrid, sino una de las mejores que he pisado en España.

Fartón dijo...

Los callos de Viavélez se salen. Hay que ir ahora que hace frío (y no como hice yo, que me los metí en julio).

Albertobilbao dijo...

Emiliano

Yo La Razón se la enviaba a Holden para que este bien informado de lo que se cuece en España

Con la película hay menos posibilidades pero siempre o bien a Edelvira o a Joaquina le puede gustar

Un abrazo

Carlos dijo...

Y me piro a catar vinos de Chambolle-Musigny. A ver si va a ser verdad eso de que los borgoñas están bien. Luego reporto.

eldiletante dijo...

A mi el Sandoval es un vino que cada vez me ha ido gustando menos, no se bien si por el vino o por mi.El Gran Calzadilla solo lo probé una vez , hace poco, y me pareció no ya somremadurado, sino directamente pasificado.

Y no lo digo por llevar la contraria.

emiliano dijo...

Melitón, dile algo a este jovenzuelo imberbe.

angel dijo...

Pues a mí me pasa lo mismo que al

emiliano dijo...

Termina la frase, Ángel, que no se te entiende nada.

Albertobilbao dijo...

Emiliano

Para resarcime te diré que hoy en la 2, a las 0:45, ponen "El sargento negro"
Grandísima película del más grande, no pongo ni quién es, es como preguntar qué variedad blanca predomina en Borgoña.

El que no la haya visto, que se ponga de rodillas frente al televisor

Holden dijo...

Alberto: Te equivocas. Yo el periódico que sigo leyendo es El Alcázar.

emiliano dijo...

Alberto, esta noche pensaba ver ¡Se armó el belén! de Paco Martínez Soria, pero ahora me haces dudar.

eldiletante dijo...

Pues , y no es por llevar la contraria, El sargento negro no me parece lo mejor de Ford: el tratamiento del vino es manifiestamente mejorable

Holden dijo...

Eldi: Que te estás pasando...

Albertobilbao dijo...

Dile

Te estás convirtiendo en un agitador
Primero lo de Bogart
Y ahora semejante blasfemia, el plano de la montaña cuando llega la compañía es impresioanante
La direccion de actores, esos secundarios, el desarrollo narrativo de la historia

Un abrazo

emiliano dijo...

Estamos de acuero en eso, dile, no es la mejor de Ford ni de lejos, pero aún así es una grandísima película.

emiliano dijo...

Y voy a tener que abrir una segunda página en mi libreta dedicada exclusivamente a ti.

eldiletante dijo...

Emiliano, sin duda.

Carlos dijo...

D. Paco, plis.

eldiletante dijo...

Emiliano, cuando descubras mi nick en los foros de trash-gore metal y en los de la caza del zorro (aunque no soy machista en esto) te vas a quedar sin hojas.

Carlos dijo...

Eldi, estas Navidades me acorde de ti. En Ccocina pasaron un reportaje del Balneario. No te lo creerás, pero iba de percebes.

Albertobilbao dijo...

Holden

Te lo envío con Pedrín o sin él?

Un abrazo

emiliano dijo...

No estoy muy seguro de querer enterarme de lo que es el trash-gore metal.

Albertobilbao dijo...

Numeritos

En el Marca, siguen con las inocentadas, en su marcador ponen que ayer os metieron 3 en Huelva
Tendrán valor.....

Jesús Melitón dijo...

Ni se les ocurra colarse en cenas finas. Si no miren lo que le ha pasado al colega de Greenpeace por torpedo.

D. Eldi, lo de beber vinos blanquitos dulces de esos para blandengues de los que últimamente les gusta hablar a Vds. o de los de Burdeos o los del Ródano de los co%&nes me temo que le está atrofiando el olfato y el paladar.

eldiletante dijo...

Carlos , ¿y explicaron la regeneración aplicada al percebe?¿técnicas de resucitación?¿la criogenización del percebe?,...ya les vale. Menos mal que tuve la suerte de conocer a alguno de los que trabajaron allí y me explicaron que la relidad superaba a la ficción.

D. Meli, ojalá fuese solo eso lo que me atrofian.

Carlos dijo...

Eldi, no tengo ni la más mínima duda de que lo que constaste llegó a lo "más alto" de la gastronomía española -o a lo más bajo, según se mire.

Dicho esto, la cata de percebes que aparece en ese reportaje pertenece a los grandes momentos de televisión gastronómica que recuerdo.

Mañana hablaré del Domaine Comte de Vogüé chambolle-musigny 2006 y otros primos, un flipe mai friends.

Carlos dijo...

A ver qué pasa mañana con el rabo de toro que he hecho esta tarde. Pero me da que esta cocción tan apresurada da en carnes melosas, pero en fondos escasos de sabor.

Quizá sea la pieza que he utilizado, habrá que volver a intentarlo, aunque sospecho que este bicho no exprime el sabor de los huesos como las cocciones lentas.

Anónimo dijo...

Espeto
ein? ALOQUE

Espeto dijo...

Aloque, :). Me temo que mi comentario iba dirigido a Pclash. Sorry.

Señores, no sé como le va a ir al resto de los gastrobares de este país. Pero el que ha montado Dani García en Puerto Banús se llenó ayer en quince minutos. A ojo, unas cuarenta y cinco plazas sentadas y a la 1,30 ya había colas de extranjeros en la apertura. A la 1,45 empezaba la lista de espera (no admiten reservas), doblaron mesas y yo vi echar para atrás a unas 30 ó 40 personas. Y, a cien metros, DG (no confundir) ha abierto La Moraga Sweet en sociedad con Paco Torreblanca. Tremenda pastelería. Creo que Dani García se va a convertir en el primer cocinero franquicia de este país, al menos al estilo yanki. En cuanto se da uno la vuelta, te abre un garito.

txangu dijo...

Ayer tocó para cenar un Camins del Priorat 2007. Al principio demasiado frío (lo saqué directamente de la bodeguilla, con los fríos que estamos teniendo en Bruselas) y cerrado, pero luego mejoró, y cómo.

Espeto dijo...

Por fin he podido pasarme por La Moraga en Puerto Banús. Un espacio muy bien montada con una barra baja y mesas donde sentarse. Cómodo y agradable. La verdad es que, a lo largo de estos meses desde su apertura no había tenido buenas referencias de él, con críticas sobre todo referidas a su servicio, a algunos fallos imperdonables en la cocina y a la pobre oferta de vinos por copas.

Pues bien, debo decir que mi impresión es bastante más optimista. Quizás se deba a que por allí andaba el propio Dani García grabando un programa para televisión o a que tuvimos suerte con nuestra camarera en la barra, todo atenciones y simpatía. Lo cierto es que el servicio en las mesas da la impresión de ser bastante más errático.

En cuanto a la comida, más o menos se mantiene el nivel de la sucursal original de Málaga (buenas la tortilla con mayonesa de pimentón, el kebab de secreto con mayonesa de harissa, el pinchito de cordero con cuscús o el mollete de migas de chorizo), se incorporan preparaciones japo-andaluzas (estupendo el sashimi de mero con soja y miso, mejor aun el bacalao negro marinado con miso blanco y buenas preparaciones a la parrilla) y sólo desmerecen en mi opinión los fritos y alguna carne falta de sabor como la de la hamburguesa de pluma con queso havarti. Se echa de menos algún plato más de pescado.

La carta de vinos por copas es muy, muy floja. Sólo se salvan un par de manzanillas (San León y Pastrana) y un anodino Moët Chandon. Por botellas, la cosa mejora sensiblemente y los precios no están desmadrados, aunque cabría esperar mucho más de un lugar así. Ayer amenizamos con un Sa Vall Riesling 2006 de Miquel Gelabert.

En general, una buena impresión. Dos recomendaciones básicas: o se llega pronto (ayer a la una y media había cola en la apertura y quince minutos más tarde no quedaba una sola silla) o se evitan las horas de los extranjeros y se llega a partir de las tres. Por otro lado, parece mucho más recomendable sentarse en la barra que en las mesas (busquen ustedes dónde sirve una camarera alta, guapa y eficiente).

Y, para terminar, puede que durante mi ausencia ya se haya comentado, pero por si acaso lo cuento: a unos cien metros, ha abierto LAMORAGA SWEET en colaboración con Paco Torreblanca. Tremenda pastelería donde, además se puede tomar un café. Ayer nos dejamos llevar por un strudel de manzana estupendo, unos pasteles, un panettone y un turrón de Alicante. A este no le deseo suerte porque no creo que le haga falta. Va a arrasar entre el público extranjero (y el local que quede, supongo).

Carlos dijo...

Que no se diga que no hay afición. Ayer noche y con un frío que pelaba me fui a la Tintorería del Pº de Marqués de Zafra a probar unos tintorros. En concreto vinos de Chambolle-Musigny, un pueblecito de la Côte-d'Or borgoñona. Creo que fue César Ruiz, que dirigió la cata, el que los definió como la finura dentro de la finura -así son considerados los Borgoñas.

Probamos 9 vinos que podríamos dividir en tres tandas. Los tres primeros vinos del 2007: Dom. Ghislaine Barthod, Dom. Amiot-Servelle y Dom. Arlaud. 2007 pareció ser una añada excesivamente fría y esto se refleja en los vinos, demasiado ligeros, quizá el Barthod con algo de tiempo... En mi opinión no son vinos que, al precio en el que se mueven -30 o 40 euros- merezcan la pena.

Mejor la tanda de productores biodinámicos, todos del 2006: Dom. Lecheneaut, Christian Clerget, Christian Clerget y el David Duband, quizá el Lecheneaut el que mejor se comportó durante el breve tiempo que dura una cata, todavía con una reducción importante después de unos veinte minutos en copa.

Y por último tres grandes, todos del 2006:Comte Georges de Vogüé, Confuron y Perror-minot. Tremendo el primero, finísimo, floral, equilibrado, pura seda; exactamente lo que uno espera de un Chambolle-Musigny. Más directos el Perror-Minot que se fue afinando con el tiempo y sobre todo el Confuron, el preferido de gran parte del grupo que cató. Tres maravillas.

Precios para ricos de estos tres últimos que uno pagaría a gusto, porque hablamos de grandísimos vinos, vinos únicos.

Albertobilbao dijo...

Buenos días

Espeto

Sin ánimo de contradecirle, el Sa Vall no sería Chardonnay?

Desconocia la existencia de Riesling en esa bodega

Un abrazo

amfortas dijo...

Carlos, yo alguna vez he probado lo de la doble cocción: un ratito olla exprés, y otro ratito cocción tradicional, chup chup. Da bastante buen resultado.

AlbertoBilbao dijo...

Carlos

Es una gozada esa zona
Yo hace poco me bebí un Bruno Clair 2006 Les Veroilles y disfruté como un niño
Un abrazo

«El más antiguo ‹Más antiguo   1 – 200 de 286   Más reciente› El más reciente»